lunes, diciembre 08, 2008

Cold War Kids en Moby Dick

El 25 de noviembre estuve a Moby Dick. Los primeros en tocar fueron hjaltalín, un grupo islandés que se formó hace dos o tres años, que comenzó con cinco miembros y su número ha sido aumentando poco a poco hasta llegar a un total de ocho, incluido un chelista, un fagot y un acordeonista. Jóvenes, extravagantes y hacen un pop inteligente y brillante.


Y después ya tocaron Cold War Kids, la banda de rock alternativo estadounidense formada en 2004 en Long Beach, California, por Nathan Willett (voz, piano, guitarra), Jonnie Russell (guitarra, voz, percusión), Matt Maust (bajo), y Matt Aveiro (batería). Después de publicar tres EP’s a través del sello Monarchy Music editaron en 2006 su primer álbum "Robbers and Cowards" a través de Downtown Records, sello de Gnarls Barkley y Art Brut.


En el 2007 fueron los teloneros de The White Stripes en algunos conciertos de su gira, y este año han editado y han venido a presentar su segundo disco largo "Loyalty to Loyalty", que "es definitivamente más maduro, estructuralmente, líricamente y musicalmente" según las palabras de su líder Nathan Willett, y que parece terminar de asentarles como la promesa definitiva para los amantes del buen pop rock de influencias bluseras o ligeramente hardcore.


Indie rock teñido de blues marchito, en blanco y negro, remarcado por una escenografía en la que solo habían unas tenues luces blancas tras ellos, mezclado con ritmos templados y oscuros del soul, y unas letras cargadas de poesía autobiográfica, política apocalíptica e ironía post-adolescente.

7 comentarios:

miracle dijo...

Un chelista, un fagot y un acordeonista???
Dios mío Masmi debiste ser super feliz, faltaba un banjo, un ukelele y una flauta travesera para que te encontraras en el paraíso, no? jajajaja

Masmi dijo...

En este concierto solo estaba la chica del fagot, pero me gustaron mucho. Tienen canciones muy chulas :-D

Fanmakimaki ファンマキマキ dijo...

Teloneros de los White?? La leche.

Masmi dijo...

Si, si, es que ya apuntaban alto!

Black Betty dijo...

"Indie rock teñido de blues marchito, en blanco y negro, remarcado por una escenografía en la que solo habían unas tenues luces blancas tras ellos, mezclado con ritmos templados y oscuros del soul, y unas letras cargadas de poesía autobiográfica, política apocalíptica e ironía post-adolescente".

OSTRAAAAS, has hablado de esto como si fuera un buen vino, alucinante :-)

Black Betty dijo...

(y es que me he desvelado... por eso ando por aquí a estas horas :-S )

Masmi dijo...

No me había fijado. Es verdad! Que horas! :-S

Jejeje, me salió así. Pero es cierto que contar como es la música tiene su punto en común al vino, ambos son conceptos muy abstractos para los que tienes que buscar símiles con lo que explicarte. Este grupo deja un intenso recuerdo de agradable sabor :-)
Un beso